Reflexiones sobre la investidura de Mariano Rajoy

1 Comentario

La investidura del sábado 29 de octubre y el consiguiente triunfo de Mariano Rajoy pusieron punto final a la larga tragicomedia española sobre la formación de gobierno.


Creo que el PSOE ha dado un ejemplo más que siempre apuesta por la gobernabilidad democrática al permitir – con su abstención – la formación del gobierno de Rajoy. Obviamente, esta decisión es polémica, pero más insano hubiera sido ir a unas terceras elecciones en 1 año.

El PSOE tiene 137 años, es el partido más longevo de España; por lo tanto, tienen aciertos como desaciertos, pero en política las decisiones se toman o no se toman, y ellos votaron por la abstención.

Hoy el PSOE se abstuvo de votar para permitir que el Partido Popular sea gobierno, el día que el PSOE sea la primera fuerza, sería recíproco, que los populares se abstengan para facilitar un gobierno del PSOE.

No le quitemos méritos a Mariano Rajoy ni al Partido Popular porque son la primera fuerza política española. El 20 de diciembre del 2015 obtuvieron el 28% que se tradujo en 123 diputados, a pesar de los vaticinios de las encuestas, el 26 de junio del 2016 obtuvieron el 33% que se tradujo en 137 diputados; es decir, su caudal electoral aumento. Eso es innegable, nos guste o no. Como primera fuerza política española tenían la obligación de formar gobierno a través de acuerdos y/o consensos mínimos porque ir a unas terceras o hasta cuartas elecciones hubiera sido una insania descomunal.

La gobernabilidad democrática debe primar ante todo, lástima que en Podemos no lo entiendan. Ahora que escribo por primera vez Podemos, me toca mencionar unas cortas apreciaciones sobre ellos. Pablo Iglesias y Podemos representan la mayor irresponsabilidad política española. Dicen estar en contra de Rajoy, pero el 2 y el 4 de marzo del 2016 votaron NO a la investidura de Pedro Sánchez del PSOE. Sí ellos hubieran votado SI o por lo menos se hubieran abstenido, Rajoy no hubiera continuado en la Moncloa. Su NO a Pedro Sánchez coincidió con la negativa de los populares, increíble se dicen de izquierda, pero votaron igual que el partido de la derecha. No me merece más comentarios, una formación política que apuesta por la separación de Cataluña de España.

Ciudadanos, que es la otra formación política nueva, ha demostrado madurez política porque en marzo apoyo la fallida investidura de Pedro Sánchez y el 29 de octubre, apoyo la investidura de Rajoy. Ciudadanos es un partido bisagra (en el mejor término de la palabra) y que apuesta por la gobernabilidad democrática. Da ejemplo de política mayúscula, no sólo en España, sino en Sudamérica.

No voy a terminar de escribir mis reflexiones sin mencionar a Pedro Sánchez.

Pedro Sánchez es el ejemplo de ser coherente con la palabra empeñada, siempre dijo NO a la investidura de Rajoy. Se podrá discrepar de él mucho, pero ejemplos de coherencia en política son pocos. Obviamente, lo sucedido en el PSOE fue un golpe de estado contra Sánchez, quien es el 1er Secretario General en ser elegido por la militancia. Creo que en el próximo Congreso del PSOE, volverá a ser Secretario General porque sintoniza con la militancia y la abstención del PSOE, le da el pretexto para volver.

Foto: EFE

Renatto Bautista Rojas

Autor

Renatto Bautista Rojas

Licenciado en Ciencia Política por la Universidad Nacional Federico Villarreal (UNFV). Tesis aprobada con Mención de Excelencia. Primer Puesto en la Maestría de Gestión de Políticas Públicas en la Escuela de Postgrado de la UNFV, autor de los libros Medios de Comunicación y política en el siglo XXI. El poder tras bambalinas (2015) y A la luz de la sombra: De Bello Gallico (2018).

Up Next

Discussion about this post

  1. José Alberto Danós Ordóñez says:

    Renatto, esta ha sido una comedia de situaciones, en España reconocen que Rajoy es el líder de menor liderazgo que han tenido y creo que eso produjo la resistencia hacia su persona y trajo este largo interinato con elecciones para cambiar el Parlamento ante la falta de acuerdo para formar gobierno.
    Pedro Sánchez me parece especuló con sus posibilidades personales, hasta llevar al PSOE a una situación de relevarlo del mando porque la próxima elección que se venía en 24 de diciembre y que felizmente se frustró al alcanzar Rajoy la investidura, traía implícita que el PSOE obtuviera una perfomance muy desdorosa con una votación de censura del electorado, por negarse a dar solución a la continuación de un gobierno democrático. Los tiempos se agotaban y fue la mejor posición abstenerse de votar, para facilitar una investidura que resultó demasiado dura, creo que Rajoy tiene que haber recibido el mensaje que el elector no lo quiere mucho, que su gobierno es precario y que hay pocas posibilidades que pueda llevar a cabo alguna gran reforma.
    Haber pasado de un sistema bipartidista a uno multipartidista, sólo se explica por el desgaste de los partidos tradicionales angustiados por las acusaciones de corrupción generalizada en los gobiernos alternados.
    Mi impresión es que la democracia tiene un gusano fuerte que la corroe y desacredita, que lleva al electorado a opciones de los anti sistema, porque piensan que es preferible cualquiera nuevo (así sea un inútil como entre nosotros lo fue Humala), en vez de los rejugados cuya honradez está en tela de juicio. Hablamos claro, de la corrupción, cuya aparición genera justificados rechazos sin fin.
    Estimo que la prensa carroñera, que no investiga suficientemente, pero que le da a la gente los escándalos que le gustan (mira como en eso se parecen España y el Perú), aunque terminen desacreditando la opción democrática de gobierno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.